Que se cumplan los sueños

Raúl Alcover

Un sociólogo norteamericano dijo hace más de treinta años que la propaganda era una formidable vendedora de sueños, pero resulta que yo no quiero que me vendan sueños ajenos, sino sencillamente que se cumplan los míos. Somos del mismo material del que se tejen los sueños, nuestra pequeña vida está rodeada de sueños. Realmente soy un soñador práctico; mis sueños no son frivolidades en el aire. Lo que yo quiero es convertir mis sueños en realidad. La posibilidad de realizar un sueño es lo que hace que la vida sea interesante. Cuando nuestros sueños se han cumplido es cuando comprendemos la riqueza de nuestra imaginación y la pobreza de la realidad. La huella de un sueño no es menos real que la de una pisada. La vida es mucho más pequeña que los sueños. Yo he vivido porque he soñado mucho. Ves cosas y dices,»¿Por qué?» Pero yo sueño cosas que nunca fueron y digo, «¿Por qué no?». Si es bueno vivir, todavía es mejor soñar, y lo mejor de todo, despertar. Sólo es capaz de realizar los sueños el que, cuando llega la hora, sabe estar despierto. Un hombre que no se alimenta de sus sueños envejece pronto. Me gustan más los sueños del futuro que la historia del pasado. No rechaces tus sueños. Sin la ilusión, el mundo qué sería.
Soñaba el ciego que veía, y soñaba lo que quería.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s